Conciertos Brandemburgo. Bach

fotos.miarroba.com

Con ocasión de un viaje que hizo Bach cuando habitaba en Weimar, encontró, probablemente en Meiningen, al marqués Cristián Luis de Brandenburgo, gran aficionado a la música. Parece bastante probable que este príncipe invitara a Bach a componer algunas obras para su coro . Sin embargo , pasaron algunos años antes de que Bach llevara a término esta invitación, al menos si damos crédito a la carta de envío. He aquí copia de esta carta, escrita originalmente en francés, cosa corriente en la época:
Monseñor, hace ya algunos años tuve la dicha de hacerme oír de Vuestra Alteza Real, dándome cuenta entonces del placer qu sentiais en los insignificantes talentos musicales con que el cielose ha dignado favorecerme. En el momento de la despedida, Vuestra Alteza Real me hizo el honor de encargarme que le enviara algunas obras salidas de mis manos, por lo que me he tomado, obedeciendo esta orden que me honra, la respetuosa libertad de llenar mis muy humildes obligaciones con los conciertos adjuntos, compuestos para diferentes instrumentos. Al mismo tiempo os ruego humildemente que no juzqueis su imperfección con la severidad propia del gusto refinado que poseéis en materia de música. Os ruego os dignéis buscar en ellos , con la máxima benevolencia , el profundo respeto y la obediente sumisión que he querido testimoniaros. En cuanto al resto Monseñor, ruego a Vuestra Alteza Real con toda la humildad que os debo, os dignéis tener la bondad de seguir interesándoos por mí, con la convicción de que nada me es tan agradable como seros útil en circustancias más dignas y de más peso para vos; con el mayor entusiasmo, tengo el honor de ser, Monseñor, de Vuestra Alteza Real, el más humilde y obediente servidor, Juan Sebastian Bach.

En esta feria de vanidades los seis conciertos de Brandenburgo figuran como algo vergonzosamente bajo. En el año 1734 , a la muerte del marqués de Brandenburgo, los autógrafos fueron inventariados en la suma de sesenta céntimos cada uno.

Es algo profundamente triste que estas seis obras maestras no se hayan difundido tanto como las sinfonías de Beethoven entre los aficionados a la música. Cuando los hombres hayan reducido a su justo valor el pesimismo y el culto a los héroes del Romanticismo, estarán maduros para la majestad, la animada sobriedad y la fuerza de los Conciertos de Brandenburgo.

-Concierto 1 en fa: allegro, adagio, allegro.
-Concierto 2 en fa: Es un autentico concierto grosso: allegro, andante, allegro.
-Concierto 3 en sol: allegro, allegro (compás de 6/8), adagio se reduce a dos acordes.
-Concierto 4 en sol: el concertino de este concerto grosso se compone de un violin obligado y dos flautas, los tuti estan reforzados por los instrumentos de cuerda y el continuo, allegr (3/8), presto muy brillante une la forma de fuga a la de concerto.
-Concierto 5 en re :allegro carácter jugueton y ligero a sus repeticiones de notas y a sus tresillos, afecctuosso, allegro.
-Concierto 6 en si bemol mayor , el carácter de este concerto grosso está determinado más por el elemento temático que por el propiamente instrumenta., adagio (fuga a 2 voces) allegro la alegria de una giga.
Fuentes : Enciclopedia de la musica , Höveler. Guía del melomano y del discófilo.

Deja un comentario

Powered by WordPress.com. Tema: Baskerville 2 por Anders Noren.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: